Cronicas Dublinenses

La reedición de las Crónicas Pisburianas, ahora con Diego y Andrés

domingo, julio 02, 2006

CD2 - PASEANDO POR EL CENTRO

Ayer sábado salimos de la casa con el propósito de encontrar un Farmers' Market (que no es más que lo que montan los productores de alimentos cada sábado y domingo por toda Caracas para fomentar la cola). Luego de dar bastantes vueltas y cuando estábamos ya de regreso, encontramos uno de los dos que habíamos previamente ubicado en Internet (porque aquí los portus están conectados). Para hacer el cuento corto, el mercado fue todo un éxito, compramos quesos, aceitunas, boquerones y pan de excelente calidad, lo que es un logro considerando que en 2 años en Pisbur no comimos ni un sólo pan decente. En fin, ya pegamos las fotos y les pueden llegar desde nuestra página.

Sin embargo, lo que hace a nuestro paseo merecedor de una crónica, fueron dos eventos para nada relacionados entre sí pero que vale la pena contar:

La máquina de la felicidad
El comienzo de esta historia se remonta a 1999 en los días en que yo vivía en Puerto La Cruz y Ceci me visitaba uno que otro fin de semana. Los que conocen Puerto saben que si no tienes lancha la ciudad es igual de aburrida que un ascensor sin espejos (Freundt dixit). En fin, un buen día, paseando por el centro comercial más decente de la zona (Plaza Mayor, para más señas) probamos el helado que haría posible esta semi-crónica.

Ya desde mucho antes Ceci había comenzado su búsqueda por el helado perfecto. Ese, y no otro, es el motivo por el cual ha recorrido medio mundo y vivido ya en 4 países. Ese peregrinaje la ha llevado a descubrir que los mejores helados de vainilla (mantecado en criollo) son los de máquina y, contrario a la creencia popular, no son los que comía en el Qué Bueno del CCCT durante su infancia. Son los de Rita's, que con un par de sedes en Pittsburgh, se da el lujo de abrir sólo durante los siete meses del año en los que la temperatura supera los cero grados.

Toda esta introducción no serviría de nada sin apuntar que la máquina (italiana, para más señas) que vendía los helados en Plaza Mayor sigue allí, pero desde hace varios años no es más que parte de la decoración del local. Aunque cada cierto tiempo volvíamos al Puerto buscando la máquina de la felicidad y nos parábamos en la cola, sólo para ser decepcionados una y otra vez, Ceci sabe que el verdadero buscador de helados es como el arqueólogo: paciente y metódico.

En otras ciudades hemos visto la máquina aunque en iguales condiciones: decorando y no repartiendo alegría.

Como ya habrán supuesto y sin ánimos de hacer de esta semicrónica la segunda parte de Sexto Sentido, aquí aparece de nuevo la máquina en rol protagónico. Cuando ya volvíamos al carro, nos tuvimos que detener en el segundo piso de Saint Stephen's Green para retomar el aire que Diego había robado. Fue ahí cuando vimos en el piso de abajo una cola de unas 7 personas esperando comprar un cono (no confundir con un coño). La oportunidad de probar un nuevo helado nunca debe ser desperdiciada, por lo que Ceci, con Diego a cuestas, bajó inmediatamente a pararse en la cola y a retomar el aire mientras pacientemente esperaba por su helado de mantecado.

Pero se preguntarán todos, ¿cómo es posible que si el mejor helado de mantecado del mundo lo venden en Rita's, Ceci recorra los siete mares buscando el segundo mejor helado? Basten las fotos que acompañan para darse cuenta de que nuestro helado no es un mantecado ordinario. Es el mejor del mundo en su propia subcategoría. Siete años después, el humilde puesto que no prometía mayor calidad se ha convertido si no en la razón directa para mudarnos a Dublin, en el motivo para quedarnos por un buen tiempo.

Sin más preámbulos, aquí están Ceci y Diego (porque lo que se hereda no se hurta y ya la pasión por el Gelato le viene del abuelo Piti) disfrutando de su helado:


La Robolución Avanza (...hasta Dublin)

No hay mucho que agregarle a esta foto más que el comentario de que es en Grafton Street, fácilmente el boulevard más circulado de Dublin. Ya durante la semana había visto el afiche en cuestión en el medio de la misma manifestación pro Palestina. Por lo visto van recorriendo la ciudad de forma muy decente, repartiendo volantes y propagandeando al mismísimo HDP.







Bueno, esto resume nuestro sábado. Con un poco de suerte tendremos nuevas crónicas en un par de días.

4 Comments:

At 6:49 a. m., Anonymous Anónimo said...

¡Hola! Creo que casi que vi todas las fotos de su blog. Las que me gustaron más fueron las de los murales, se ve fuuul interesante ese issue. Bueno, ya tengo esta página en My Favorites, así que sigan escribiendo :D. Se ve que están super bien. Disfruten mucho y suerte con Dieguín.

Isa (la que se va para Duino este año)

 
At 6:28 p. m., Anonymous moira said...

Hola! Muy lindo el blog que estan haciendo... me encanto! Sigan asi, es bueno compartir.
besos, Moi (hincha oficial de Irlanda)

 
At 8:59 p. m., Anonymous Dany said...

Hey! Tu compañera de aereopuerto lamenta las complicaciones posteriores en su viaje, sin embargo, disfrute mucho al leerlas! Estas bella y esa barriga tambien. Besos. Dany

 
At 8:55 a. m., Anonymous Catu said...

Me alegro de que todo vaya viento en popa... A un mes del parto

 

Publicar un comentario

<< Home